En un trozo de papel
con un simple lapicero,
yo tracé una escalerita,
tachonada de luceros.

Hermosas estrellas de oro.
de plata no había ninguna,
yo quería una escalera,
para subir a la Luna.

Antonio García Teijeiro

Feliz descanso y mucho ánimo.