Es música eterna,
balada para Adelina
danzas y danzas,
mi pequeña bailarina.

Sin cansarte jamas,
danzas y giras,
una vez y otra vez
la misma melodía.

Fiel compañera
de mis noches y mis días,
de sueños de princesa,
de locas fantasía.

Feliz descanso y mucho ánimo.