Rueda sobre el ruedo
y en el redondel,
mi corazón sangra,
sin saber por qué.

Rafael de León