Una canción de paz y amor,
al ritmo de la sangre,
que corre por las venas.

Una canción de amor y paz,
tan solo de dulces cosas y palabras.
mientras, guarda la llave de oro
de mis versos,
entre tus joyas.
Guárdala y espera.

Antonio Machado