Tú no estás en Fa,
ni en Re,
ni en Do,
ni siquiera en Si,
ni siquiera en Sol,
Tú estás en Mi.

Mucho ánimo.