Mata su luz un
fuego abandonado.

Sube su canto
un pájaro enamorado.

Tantas criaturas
ávidas en mi silencio
y esta pequeña lluvia
que me acompaña.

Feliz tarde y mucho ánimo.