El movimiento acompaña cada nota,
cada palpitación
cada respiro y
¡ vivo !.

Y, a través del baile
doy las gracias y
a través del baile
me vivo
descubro en mi el amor,
la luz,
la alegría.

Brota de mi cuerpo
una energía sin freno,
se desbocan los deseos y
¡ soy música !.

Feliz tarde y mucho ánimo.