Se conoce por bulerías,
tangos y sevillanas
baila la bailaora,
gitana abrazadora.

Tus ojos negros
van al tono con tu cabello,
haces vibrar el suelo
con cada zapateo.

Tus manos se enroscan y desenroscan
con el latir de tu corazón,
gitana pura sangre,
abres tu cielo en dos.

Palmas para las alegrías,
sonrisa para las bulerías,
te dejas llevar por la guitarra,
que hace flamear tu falda…

Puro flamenco brota
por tus poros con sabor a soleá,
contemplando al pasar
tu dulce compás…
baila gitana…
que el que no grite Olé
aquí no gana nada.

Feliz tarde y mucho ánimo.