Buenas tardes:

La soledad de la bailarina,
es diferente a las demás,
no es soledad del cuerpo,
sino espiritual.

Podemos estar acompañadas…
y sentirnos mal,
y deseamos estar solas,
con sueños y realidad.