Con el deseo de ser
dueña de mi voz
y de mi cuerpo…
respiro.

Y estoy aquí y ahora
con fuerza
y sensualidad…
bailando.

Feliz Domingo y mucho ánimo.