Cada vez hallo la Naturaleza
más sobrenatural, más pura y santa.

Para mí, en rededor, todo es belleza;
y con la misma plenitud me encanta
la boca de la madre cuando reza,
que la boca del niño cuando canta.

Feliz semana y mucho ánimo.