CATALUÑA RADIO, LA VOZ DEL GOLPE

Los medios de comunicación de la Generalitat han intensificado su papel como ariete del golpe contra la democracia tras el 155. Ayer, en otro bochornoso capítulo, Mónica Terribas, la comisaria política a sueldo del separatismo, puso los micrófonos de Catalunya Ràdio al servicio de Puigdemont y el resto de prófugos.

Esta impunidad ni es tolerable ni comprensible.

La Razón