DECIR ADIÓS A LA PROSPERIDAD

Este próximo viernes habrá sorpresa. El Consejo de Ministros aprobará la senda de déficit rechazada por el Congreso.

Creen en el PSOE que tendrán otra oportunidad porque van a orquestar, al alimón con Podemos, un amplio paquete de impuestos del gusto de la formación morada.

El Ejecutivo, en minoría, se lanza a buscar socios para sus dispendios. Y lo encontrará. Otra cosa es que con el hachazo fiscal todos los españoles dejemos atrás la prosperidad y nos adentremos en las procelosas aguas de una deuda pública disparada.

La Razón