De acuerdo con  ella en  que los jueces han sido “domados” con el método castrista, convertidos en peleles que manejan dos canallas sin escrúpulos.  

De acuerdo, igualmente en que, gracias a Dios aún tenemos a VOX, a cincuenta y dos hombres cabales sobre trescientos cincuenta,  un 15% de los representantes del Pueblo soberano, y todavía, hay esperanza de ver una oposición verdadera.

La otra, la  oposición “cagadita” ofrece bonitos discursos y ninguna acción: Me recuerda aquella historieta narrada por el Presidente del Ecuador, “mártir de la masonería” –cuyo bicentenario celebramos en 2021—cuando él se oponía con obras –por escrito y a tiros– al “militarote URBINA” –que se había cansado de dar golpes de Estado,  hasta que Don Gabriel lo aplastó–. Contaba,  creo que en «El Zurriago” (han pasado sesenta años desde que yo era uno de los mejores  conocedores de la Vida de García Moreno, pues en los años cincuenta del pasado siglo hice mi tesis de grado sobre él)  como  un sacerdote preparaba a un parroquiano a bien morir, administrándole los últimos sacramentos y,  a las palabras del cura: ¿“Renuncias a Satanás… etc.”? el moribundo le respondía siempre;

–“Sí, Padre: “renuncio al Señor Don Diablo”

Y, así,  cada vez que el sacerdote le invitaba a renunciar  a “sus pompas, a sus obras… etc.”, Cuando acabó con la ceremonia de la “Extremaunción”,  el reverendo, muy intrigado le preguntó al moribundo:

 ¿Por qué siempre has respondido: “Renuncio al Señor Don diablo?

–¡Mire Padre!, uno no sabe lo que puede pasar y si me tengo que ver con el Diablo en el Infierno, quiero que sepa que “yo siempre le he tratado con mucho respeto”.

Exactamente en esa línea, la Oposición “cagadita” quiere dejar muy claro a los futuros tiranos asesinos que “ellos siempre fueron muy respetuosos con los hijos de Satanás.

Ese  pobre y agotado Alto Tribunal, –por su inmenso trabajo, hasta altas horas de la noche cada día–  al que le faltó tiempo para dictar sentencia para “la exhumación de los restos del Caudillo, contra toda Ley y Derecho natural y embadurnando sus calzoncillos, por su miedo a los comunistas,  no han tenido tiempo para aprobar ni uno solo de  los ONCE REDURSOS  de Vox contra los futuros tiranos asesinos. (Han debido ocuparlo todo ocupar en lavar la ropa interior ensuciada) ¡Tienen tanto trabajo y es tan complicada la interpretación de los derechos de los españoles, que los muy doctos magistrados no han podido hacer más!… ¡Compadezcámosles e intentemos comprenderlos!

Si para estudiar “el recurso contra el aborto” han necesitado once años y aún no han terminado de estudiar el caso,  pueden estar seguros de que  los “once recursos de VOX” los terminarán de estudiar los “nietos” de los geniales magistrados que asientan sus excelsos traseros en los sillones del Tribunal Constitucional. Digo lo mismo de los del Supremo… Suerte de que “los jueces de andar por casa” en su mayoría,  son gente decente y honradaque no se vende…  ¡y que trabaja!

Estoy admirado de la Fe de doña Macarena Olona, pues demuestra  ser capaz de esperar verse complacida aconsejando a los miembros del Alto Tribunal:

“¡Rompan las cadenas, que para ustedes es fácil!…”

Personalmente espero ver antes ver llover de abajo arriba y  “tomar el sol” en las playas de Gavá “a medianoche”.

Mi  principal discrepancia con Doña Macarena es otra: aunque estoy de acuerdo con su exposición, la veo como al resto de los españoles, despistada. En España no mandan los dos mandangas que se dedican a redactar leyes desde la Moncloa para arruinarla, ellos como todos los que tienen cargos de responsabilidad son simples marionetas del Gran Amo – “el Poder Supremo sin rostro”, que yo llamo la “Sinagoga de Satanás”,  cuyo representante conocido es un tal Soros. En mi libro “la Piedra Roseta de la Ciencia política” explico muy bien lo que ellos saben y hacen y que resumen,  maravillosamente en una frase  de “Les Protocoles des Sages de Sion”:

“C’est nous qui sommes les juges : nous infligeons les peines dans les tribunaux del Goyim, nous condamnons à mort ou nous faisons grâce… »

¡Más claro, el agua!

Si,  amables lectores, esta verdad –que ellos conoce y practican– el Pueblo borrego español no la quiere creer ni hace esfuerzos por enterarse, pero es la pura realidad. La Sinagoga de Satanás lo controla todo y en especial “las sentencias” de todos los Tribunales cuando tienen alguna “trascendencia social” ( en materia moral, de costumbres, de fe, …) y,  repito,  lo afirman de modo contundente: “Nosotros somos quienes  infligimos las penas en los Tribunales de los Goyim”,… es decir,  en  los  tribunales de “los  ‘no judíos’…” como  son los españoles. Para los sionistas solo existen dos clases  de hombres: los judíos –que tienen todos los derechos– y los “goyim” —que no tienen ninguno,  porque tienen “inteligencia de bestias” y las bestias no tienen derechos–…

Nadie me hará caso, lo sé, quizás ni me lean,  pero ahí queda para el futuro. Como queda todo dicho en “La piedra Roseta de la Ciencia Política” ¿Por qué no tratas de beneficiarte de 75 años de experiencia en la lucha contra esa Sinagoga?

Por el resto del mundo hay gente que sigue ilustrándose. Lo sé por Amazon.

Gil de la Pisa Antolín ( El Correo de España )