ES EL DESTINO DE ESPAÑA

España está acabada. Casi inerte.
¿Las causas? Pues son todas… y ninguna.
Desde mi mente ascética y frailuna,
le explico mi opinión. Quizás acierte.

Es el azar, Sanfuá. La mala suerte.
El fatum, las estrellas, la fortuna.
Para eso no hay remedio ni vacuna,
igual que no hay mejora de la muerte.

No me pondré pedante ni erudito,
pero sobre el destino, que está escrito,
no caben controversias ni disputas.

Es el albur, sin más. Los putos hados.
Pero eso sí, movidos y ayudados
por un montón, Sanfuá, de hijos de puta.

Fray Josepho ( Libertad Digital )