La Taberna de Platón

12033186_967251719979746_1972695944139726566_n

Para curiosos cabreados

Hoy he escrito una cosilla referida al señor rico ese que ha donado unos milloncejos a un hospital gallego….¡Vale!
-Pues enseguida alguien ha insinuado que soy marxista…¡Con dos cojones!…¡yo marxista!
-Pero… ¿y si, si?…
-Por si acaso me he puesto a releer a don Karl…Bueno, un resumen de media página que tenía yo preparado para cuando explicaba lo del marxismo y esas cosas.
-Y al volver a fijar mi atención en lo que dice Marx del “reparto de la plusvalía producida por la mano de obra” y de como esta no debe ser exclusiva propiedad del capital/patrono, de repente he creido ver la luz, como un Saulo novicio, y me he dicho. “pues oye, a lo mejor si que voy a ser marxista”
-Pero a poco de pensar, he intuido que algo fallaba en el planteamiento…De ser verdad lo que dice don Carlos, en los países marxistas, la plusvalía del trabajo redundaría en los trabajadores y estos estarían en el paraíso marxista…Como en Cuba por ejemplo…Entonces ¿cómo es que no?
-¡Ay, Agustín!…Tan listo que te crees y no te enteras de na.
-¡A ver Bernarda! ¿de qué no me entero?
-¡Pues muy sencillo!…En los países marxistas si que se reparte entre el obrero la plusvalía….Lo que pasa es que allí, la plusvalía es negativa…
-O sea que en Cuba se reparte mierda cubana, en Corea coreana y así sucesivamente.
-¿Lo ves como no eres marxista?
-¡Joder Bernarda, que peso me quitas de encima!

Agustin Muro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*