INTOLERABLE AMENAZA DE TORRA AL ESTADO

El president de la Generalitat reivindicó ayer el golpe institucional del 1-O de 2017 y reiteró su intención de mantener sus intolerables amenazas al Estado y a todos los españoles en virtud del antijurídico «derecho de autodeterminación», una figura política incompatible con el orden constitucional.

A pesar de que, como se vio en la última Diada, son cada vez más los ciudadanos de Cataluña hartos del desgobierno, el bloqueo de las instituciones y las falsas promesas que han desembocado en la huida de más de 5.000 empresas de la comunidad autónoma, Torra ha radicalizado a la sociedad catalana provocando una fractura que será difícil de sellar.

Dos años después del fallido intento de secesión unilateral, con referéndum ilegal incluido, el independentismo ha llegado al extremo de promocionar la violencia terrorista para lograr su inexistente e inviable república.

Que la determinación de los independentistas es inamovible lo demuestra la información que desvelamos hoy. La Generalitat ha expedientado al jefe de servicios de la cárcel de Lledoners por negarse a mantener los privilegios a los políticos golpistas.

Los mismos que han sido juzgados en el Supremo y cuya sentencia será la más firme respuesta del Estado de derecho a la intolerancia separatista.

El Mundo