LA MANADA DE ICETA

Ayer, en la tertulia de La Mañana de esRadio, una juez envió desde Barcelona un wassap a Jesús Cacho para denunciar la terrible situación en que la vileza del presidente del Gobierno agasajando al catanazi Torra, ese que él mismo ha comparado con Le Pen y llamado racista, deja a los jueces que en Cataluña tratan de cumplir la legalidad e impedir, por ejemplo, que los profesores que insultan a los alumnos hijos de guardias civiles vayan a clase con lazos amarillos. Y les dicen que, pese a lo que oigan en casa y digan la UE, la ONU y todos los organismos internacionales a los que pertenece España, desde hace 80 años viven bajo la atroz dictadura franquista, contra la que los buenos catalanes han proclamado heroicamente su República.

 En rigor, si Borrell tuviera decoro, habría dimitido ayer mismo. ¿Qué acción exterior puede llevar el Gobierno de una democracia contra los que atentan contra su orden constitucional si, cuando protesten los embajadores contra las mendacidades del New York Minderlies, les muestran la foto del mismísimo presidente del Gobierno recibiendo al sustituto de Puigdemont, con su churro amarillo en la solapa? ¿Y la ministra de Justicia? ¿Cabe mayor desautorización al Tribunal Supremo, que pide la extradición de Puigdemont a Alemania, que elogiar a su Valido tras insultar al Rey y a todos los españoles, en especial a los catalanes que hablan español, lengua, dice él, «propia de bestias salvajes», gentuza con un “bache en el ADN”?

Hace pocos días publiqué aquí un comentario, El Gobierno se une al Golpe, que algunos vieron exagerado o prematuro. Iceta ha demostrado que me quedé corto. Ayer dijo que Arrimadas “va de la mano de la CUP”, cosa chocante, porque, gracias a la CUP y a Soraya (que, a cambio del apoyo del PNV, no recurrió el voto delegado de Comín) Torra es presidente. Añadió que Ciudadanos es como los CDR, aunque Torra no ha presumido de que él y su familia pertenecen a Cs, sino a esas bandas de matones que este fin de semana atacaron con motosierras una escuela de verano de VOX.

E Iceta remató su deyección diciendo que “quien no quiere dialogar, como Rivera, no merece ser presidente del Gobierno”. Hoy mismo, Icetase reunirá a dialogar con La Manada. Lo recuerdo bailoteando con Sánchez ante una bandera española de 14 metros. Se habría equivocado de manada.

Federico Jiménez LoSantos ( El Mundo )

viñeta de Linda Galmor