LO MÁS SÁNCHEZ DE SÁNCHEZ

Ser Sánchez es difícil, compañero.
Requiere voluntad, perseverancia,
arrojo, brío, espíritu, constancia,
carácter, bizarría, ardor y esmero.

Ser Sánchez es ser más que Zapatero.
Es otra cualidad, otra substancia.
No basta un relator de circunstancia,
ya sea un nacional o un extranjero.

Ser Sánchez no es ser pésima persona
ni estar atornillado a la poltrona
ni poseer un rostro de granito.

Ser Sánchez es que, siendo presidente,
(permítame, Mesié, que se lo cuente)
publiques un manual que no has escrito.

Fray Josepho ( Libertad Digital )

viñeta de Linda Galmor