MAGALLANES Y ELCANO

La historia es el diálogo que entablamos desde el hoy con otros tiempos para buscar algunos caminos que fueron transitados por nuestros antepasados, escribió John Elliot. Su conocimiento también es la mejor forma de entender nuestro presente. España es una nación singular, cargada de historia, que ha vivido mil batallas.

Una nación acostumbrada durante siglos a ganar nuevos horizontes, a aventurarse por doquier y a aprender a mezclarse como nadie en distintas geografías. Y sin embargo, como si todo ello nos fuera ajeno, en la actualidad cultivamos cierto desprecio de lo que somos y ponemos distancia respecto a lo que hemos sido.

De manera inexplicable, estamos instalados en una historia de campanario, donde el chamán local inocula en el alumno odio al otro, en lugar de abrirle con honestidad a los horizontes hermosos de un pasado que es patrimonio de todos.

Por eso los españoles de hoy poseen tan poca ambición de país y tan escaso orgullo de pertenencia. En España, la gesta iniciada por Magallanes y concluida por Elcano apenas tendrá relevancia. Este autodesprecio, tan de la España actual, nos lleva a que, un día sí y otro también, nos roben la historia.

El Astrolabio ( ABC )