MODERACIÓN

Los desenfrenos de algunos políticos, en especial de Sánchez e Iglesias, recibieron ayer una respuesta por parte de los votantes. Está claro que los españoles piden moderación y la alianza de la izquierda socialista con la extrema izquierda comunista no gusta.

Así lo han expresado los votantes a nada que han tenido oportunidad. Feijóo representa esa ponderación que tanto agradece la ciudadanía. Al fin y al cabo, la gente quiere convivencia y bienestar. Otras excentricidades políticas, jaleadas por ciertas minorías, merecen el rechazo de la mayoría social.

Por su parte, la singularidad del País Vasco, derivada de cincuenta años de terrorismo, no permite extrapolar su análisis electoral al resto del territorio nacional.

Lo que sí se desprende de la lectura de ambas consultas es que en la España actual existen dos bloques: el centro derecha, que debe aglutinarse en torno al PP, y una izquierda despistada que ha dado alas al nacionalismo en lugar de defender una idea de España moderna y europea.

Sánchez e Iglesias se han empeñado en irse al pasado, y resulta que los españoles demandan futuro, convivencia y concordia.

El Astrolabio ( ABC )