Artur Mas o la fe del converso

10687052_453689541437853_8364955154330576280_n

Artur Mas se ha revestido de púrpura para liderar el proceso soberanista. Pero la verdad es que Mas es la personificación de la fe del converso. En una entrevista, publicada en el año 2006 por su diario de cabecera –«La Vanguardia»–, dijo sin despeinarse –valga la redundancia– que no asistió a la manifestación a favor de «la libertad, la amnistía y Estatut d’Autonomia» de 1977 porque se encontraba estudiando.

Muchos de los que allí estuvieron también estaban estudiando. Otros se habían dejado la piel para recuperar las libertades. Otros apostaban ya por el catalanismo, como Miquel Roca, el padre de la Constitución, que ayer dio su apoyo a Unió Democrática de Catalunya.

Fue la primera gran manifestación de la transición en la ciudad de Barcelona, pero lo importante para Arturo –no se cambió…

Toni Bolaño ( La Razón )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*