Así funciona la familia Pujol

familia-pujol-kIrC--620x349@abc

Así funciona la familia Pujol.

Gustavo Buesa es el ejemplo perfecto de cómo funciona la familia Pujol. A cambio de los permisos que el primogénito del expresidente de la Generalitat le conseguía, éste le pagaba considerables cantidades. Pero no al partido o a la fundación del partido, a los que solo aportó propinas, sino a la familia Pujol directamente, a veces en España y a veces a través de sociedades extranjeras, como la holandesa April Snow, desmontando de este modo el mito heróico de que los Pujol todo lo que hacen, legal o ilegal, lo hacen por Cataluña.

Gustavo Buesa consiguió permisos para plantas de residuos en Cruïlles (hoy cerrada por sus múltiples irregularidades) y en Tarragona, con la que dio el pelotazo al venderla a FCC, con el consiguiente y cuantioso reparto de beneficios. Hubo otro intento de construir una planta de residuos en el municipio ampurdanés de Forellac, que los vecinos pararon denunciando la evidente corruptela.

Buesa estaba ya imputado por casos parecidos, pero ahora le han pillado en su propio pueblo, donde por el mismo procedimiento obtuvo la concesión de la recogida de la basura de la mano del exalcalde Xavier Crespo, y actuando de intermediario el exconseller Felip Puig, el tradicional abrelatas de Pujol Júnior para obtener favores de las administraciones controladas por Convergència.

Pujol padre publicó ayer un artículo en la prensa asegurando que no le mueve la codicia, pero él fue quien puso a su hijo mayor a «recaudar» para la familia y le prohibió dedicarse a la política.

Salvador Sostres ( ABC )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*