BICOLAU

velox

BICOLAU

La alcaldesa de BCN ha revelado en una cloaca televisiva aspectos hasta ahora ocultos de su vida. Daños colaterales por leer a Simone de Beauvoir a edad temprana. Colau, la reina de la equidistancia, del sí pero no, tiene que estar siempre en misa y repicando, en dual, en estereofonía.

Sabíamos que ama el carril bici, es bilingüe, ambidextra política (impugnando el 155 pero abroncando a los indepes, votando el 1-0 pero en blanco) y que su candidato Domènech, casado y padre de familia, anda besándose en la boca con Iglesias, como si fueran dignatarios soviéticos. Ahora toca enterarse de que ella es bi también en amores.

Para robarle votos LGTBI al bailarín de la causa, Iceta, lo dice en plena campaña. La Junta Electoral Central debería ponerle tarjeta amarilla por competencia desleal. Ay, ¡amarilla, no podrá ser!

Tadeu ( El Mundo )