DISPARATE ANDALUZ

eresx

DISPARATE ANDALUZ

Ha elegido Susana Díaz el programa de Ana Rosa para anunciar que Andalucía quiere ser la primera región que abandone el FLA, el fondo que habilitó el Gobierno en los peores años de la crisis para que las comunidades que no podían acceder a los mercados (o lo hacían a un precio desorbitado) se financiaran. Dice la presidenta andaluza que quiere dejar la «tutela» del Estado porque, entre otros, ha tenido un coste de 1.800 millones. Olvida cifrar cuánto hubiera pagado la Junta al mercado por emitir esa deuda. Quienes lo han calculado estiman que más de 9.000 millones.

Probablemente, el FLA fue una de las medidas más acertadas para afrontar la crisis. En el fondo, no es más que un mecanismo que mutualiza la deuda de los territorios para pagar menos intereses gracias al aval del Estado. Esa filosofía hizo que regiones que por su solvencia no necesitaban la muleta del Gobierno para pedir dinero a bancos y bonistas acabaran en este fondo por una cuestión de ahorro. Pero en este país, aunque algo funcione, si tiene el tufillo de centralista, es suficiente para criticarlo.

Lo más sorprendente es que el PP andaluz acusa a Díaz de buscar un puñado de votos con este anuncio. Puede ser que a los andaluces les guste pagar más por su deuda o que nadie les haya explicado el ahorro que ha supuesto el FLA.Culpar a este mecanismo del control de las cuentas, obviando que es Bruselas quien exige cumplir con el déficit, es falaz. Pero quizá los focos de Telecinco no están para debates tan áridos.

María Vega ( El Mundo )