El ADN Marxista

bildu

Era cuestión de tiempo. La cabra tira al monte. Pero cuando se trata de los testaferros de ETA en las instituciones –así lo entiende el Supremo– los movimientos son lentos y sigilosos, aunque decisivos. Así se entiende, según revela LA RAZÓN, la idea cuajada de Bildu de instituir una caja de ahorros. Un grave error, sí. Y pura coherencia de los mal llamados patriotas navarros, también.

Primero, porque quienes beben de las fuentes ideológicas del marxismo, el estatalismo y el dirigismo en la economía siempre estarán dispuestos a marginar al sector privado –también en el ámbito financiero– en beneficio del público. Segundo, porque los herederos de Batasuna abanderan cierto modo de adanismo ya formulado por aquel entramado terrorista desarticulado: o sea, ignoran las advertencias que marca el interés.

Alfonso Melos ( la Razón )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*