Estresados

estres

Estresados.

Tanto la gestualidad como sus últimos silencios, y pese a sus escapadas veraniegas, denotan que el líder socialista padece un estrés de caballo. Sus dos años como jefe de la oposición fueron en barbecho por la práctica indiscriminada del frentismo, que no fue la querencia hacia un frente popular entonces en agraz sino de enfrentamiento granítico a la mayoría absoluta del PP.

La excusa fue el rodillo «popular», olvidando los rodillos de González o Zapatero. De haber ganado las elecciones la política de Pedro Sánchez hubiera consistido en la demolición de todas las leyes de Mariano Rajoy, cuando éste, al menos, se guardó en el cajón una importante reforma de la Ley del Aborto que le costó el Ministerio a Ruiz-Gallardón.

Martín Prieto ( La Razón )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*