Fernández de la Vega abochorna al Consejo de Estado con fotos inoportunas

DELAVEGA

Fernández de la Vega abochorna al Consejo de Estado con unas fotos inoportunas.

La exvicepresidenta y consejera del Estado sigue haciendo honor a su antiguo mote, “vice Vogue”. Flaco favor le ha hecho con su posado al Consejo, ya cuestionado en esta crisis institucional.

El Consejo de Estado y su papel en la resolución del bloqueo institucional que padece España ha salido a debate en varias ocasiones desde diciembre. Porque nadie sabe a ciencia cierta qué está haciendo al respecto el órgano presidido por José Manuel Romay Beccaría, si es que está haciendo algo.

Lo que está claro es que algunos de sus miembros tienen más cosas en las que pensar que en el futuro a corto y medio del país. Que se lo pregunten a quien fuera mano derecha de José Luis Rodríguez Zapatero, María Teresa Fernández de la Vega, única mujer -y primera- que forma parte de la Comisión Permanente del Consejo de Estado.

Mientras su exjefe Zapatero conspira contra Pedro Sánchez con José Bono y Emiliano García Page, como desveló el sábado ESdiario, ella que lo fue casi todo en el gobierno socialista se dedica a otros menesteres.

Por lo que parece a Fernández de la Vega no le quita el sueño ni el enroque de Sánchez ni el desgobierno de España, porque en vísperas del debate de investidura no dudó en posar para una revista de moda. Por algo antaño recibió el apoyo de “Vice Vogue”.

La exvicepresidenta ha reaparecido posando para el suplemento de La Vanguardia Magazine Fashion & Arts en un hotel de la capital financiera de Tanzania. Fernández de la Vega se ha prestado a una sesión de fotos junto a varias modelos para promocionar la ropa africana, ella que preside la ONG Mujeres por África.

Cuenta la revista que en el continente negro se la conoce como Mama María. Y así, siendo Mama María, asegura Fernández de la Vega haber cumplido “el sueño de mi vida”. Eso sí, de la situación de emergencia política no dice ni palabra. Y es consejera de Estado.

Esdiario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*