FRENTISMO A LA ANDALUZA

acorrolo

FRENTISMO A LA ANDALUZA

La enésima aplicación práctica del Andalucía is different se da en la mecánica del frentismo. La lógica del Frente de Izquierdas y el Frente Moderado, ahora redoblada, funciona en todo el país, aunque con intensidad desigual: el PP tiene el apoyo de Ciudadanos en Madrid, Castilla y León, Murcia o La Rioja; y el PSOE gobierna con el plácet de Podemos en casi todas sus comunidades, ya sea con cajas destempladas en Castilla-La Mancha, bajo amenaza en Aragón y Baleares, también en Valencia, y Asturias o Extremadura; pero en Andalucía, desde primera hora,Susana Díaz practica un Frente Moderado con Ciudadanos, construyendo un espacio propio definido por el acoso desde los flancos por Podemos y PP. Aquí la lógica que se persigue es distinta: centrismo vs extremos. A menudo con éxito.

Susana Díaz parece ahora tratar de romper esa inercia que ella ha abonado con la paciencia de un jardinero fiel. Días atrás pactaba su primera ley con Podemos, sobre derechos LGTBI, aunque es improbable que inaugure una entente cordiale; y ahora invita ahora a todos los partidos a un frente común por la financiación, aunque días atrás desdeñaba la oferta del PP de participar en una comisión de impuestos. Esto parece simple. El PP era una amenaza en esa comision, porque lidera la campaña contra el impuesto de sucesiones; y la idea es rebajarlo pero colgar esa medalla a Ciudadanos, de modo que Moreno Boinilla ahí era persona non grata. En cambio, ahora sí que interesa atraerlo a la Financiación, que es donde Susana Díaz mantiene mayor beligerancia con el Gobierno Rajoy. Susana no cree en los frentes comunes, sino en los frentes a su medida.

La Junta, en régimen escocés, alterna calor y frío con la oposición: de repente los convoca a un frente, de repente hace frente a los frentes. En definitiva el PSOE andaluz opera con una lógica peculiar, sintetizada por Mario Jiménez: “la guía del Gobierno andaluz y del PSOE son los intereses de los andaluces. Andalucía va a defender esos intereses. Este es el objetivo del PSOE de Andalucía”. Es decir, se identifica intereses de los andaluces con PSOE, de modo que ellos son sus depositarios. Así pues, los demás tienen dos opciones: sumarse al PSOE, y por tanto representar también los intereses de los andaluces, o enfrentarse al PSOE, enfrentándose en ese caso a los intereses de los andaluces. Fórmula win-win: con el PSOE o contra los andaluces.

Teodoro León Gross( El Mundo )

viñeta de Linda Galmor

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*