Hartura catalana

1779222_304926233051784_6298845750802280658_n

El sentimiento independentista es muy fuerte en Cataluña. No mayoritario en términos absolutos y puede que ahora levemente decreciente. Pero sin duda potente. Mucho más que en lo tiempos de la dictadura y desde luego que en el momento en que la democracia y la Constitución de las libertades, que votaron con el mayor entusiasmo, le supuso en su caso y además el autogobierno y un reconocimiento a sus señas de identidad, a sus hechos diferenciales como no habían tenido jamás en su historia.

 

Porque la realidad histórica es esa: nunca ha existido en aquel territorio un mayor grado de autonomía y unas competencias propias tan impresionantes y sin parangón en toda Europa. Es pues una inmensa mentira que esta España actual y democrática haya oprimido en nada a Cataluña cuando lo que ha hecho ha sido exactamente lo contrario.

 

Por mucho griterío, por mucha consigna y por mucha tergiversación histórica esta verdad es un evidencia tan absoluta como imposible de negar para nadie excepto cuando el fanatismo ya nubla cualquier raciocinio.

http://blogs.periodistadigital.com/lamarea.php/2015/08/03/p372238#more372238

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*