La Audiencia de Sevilla confirma acusaciones contra Chaves y Griñán caso ERE

erestuñ

La Audiencia de Sevilla confirma las acusaciones contra Chaves y Griñán en el caso ERE.

La Audiencia de Sevilla ha confirmado las acusaciones de malversación y de prevaricación para el expresidente andaluz José Antonio Griñán y de prevaricación para su antecesor en el cargo, Manuel Chaves, en la pieza política de los ERE, en la que hay 26 ex altos cargos de la Junta de Andalucía procesados.

Tras los recursos que ambos presentaron a su procesamiento, la sección séptima de la Audiencia ha confirmado los delitos que el juez de instrucción Álvaro Martín imputó a ambos expresidentes, según han informado fuentes judiciales.

Las resoluciones de la Audiencia mantienen las acusaciones de la cúpula del Gobierno andaluz en la denominada pieza política de los ERE o del procedimiento específico, que supuso el desembolso de 855 millones de euros entre los años 2000 y 2011 y se aplicó para «eludir la aplicación de los procedimientos ordinarios», según el juez.

 La Fiscalía Anticorrupción pide seis años de prisión y 30 de inhabilitación para Griñán, presidente entre 2009 y 2013, por un delito continuado de malversación y otro de prevaricación, una pena superior a la de Chaves, que presidió la Junta de 1990 a 2009, por su actuación cuando fue consejero de Hacienda antes de ser presidente.
ABC

One Comment

  • xcraterh19

    09/08/2017 at 12:08

    Al margen de los procesos que van prescribiendo, ante la impasibilidad de la justicia, mejor dicho, injusticia.

    Y olvidan a los procesados en el gobierno del Sr. González. Y encarcelados.

    Y sé que le ocurre a ese desmemoriado, sabe que su partido es el más corrupto, solo hay que ver las cantidades apropiadas.

    Hubo un comunista, Stalin y le superó Goebbel. Este decía que repetir una mentira 1.000 veces se convertía en verdad, el otro impresentable menos veces, lógico, el pueblo no sabía leer ni escribir.

    Pienso, que el secreterio genral, podría hacer una excelente tesis sobre indecencia política.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*