La izquierda radical busca motivos para encomendar sus odios

berlin

Desde la caída del Muro de Berlin, la izquierda radical ( española ) busca un personaje al que encomendar sus odios.

Desde la caída del Muro, la izquierda radical busca un personaje al que encomendar sus odios y sus prejuicios que tenga el empaque de superpotencia y la solidez ideológica de la Unión Soviética o al menos la fotogenia del Che. Ese papel, adjudicado en los experimentos de poder más ambiciosos al castrismo y al chavismo, propició también el advenimiento de personajes menores como el subcomandante Marcos, a cuya selva peregrinaban rapsodas entusiasmados con el hallazgo de un juguete nuevo.

Ocurrió que el 11-S estableció una bipolaridad nueva que, en el bando antioccidental, ofrecía a la izquierda un material humano de manejo más difícil. La ideología era sustituida por fanatismo religioso. La fotogenia y la pipa poética, por el horror. Era inútil perseverar incluso en el tópico marxista de la miseria engendradora de violencia y legitimadora del internacionalismo de clase: esta violencia, escatológica, procedía de otro hemisferio cerebral e imponía otro internacionalismo, el del califato. Aun así, se las fueron apañando con Bin Laden, con Sadam, sobre todo contra Bush y su digresión iraquí. Pero aparecieron las primeras decapitaciones a cuchillo grabadas en vídeo, las de Zarqawi y la franquicia iraquí de Al Qaida que luego fue embrionaria del ISIS, y pensé, se acabó, a esto no se le puede encontrar un sentido ni una justificación ni aunque uno haya acumulado resentimiento contra Occidente desde la derrota en la Guerra Fría.

http://www.periodistadigital.com/verdadmentira/2015/11/18/desde-la-caida-del-muro-de-berlin-la-izquierda-radical-espanola-busca-un-personaje-al-que-encomendar-sus-odios.shtml

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*