La Palanca Catalana

lineasñ

La Palanca Catalana.

Cuando la izquierda está desesperada usa la palanca catalana. Cataluña como dinamita para hacer saltar por los aires la idea de España que tiene la derecha, que tiene una idea de España. Cuando la izquierda se siente acorralada, sin argumentos para concretar su vocación mayoritaria, usa a Cataluña de tonta útil para sembrar el caos y las consecuencias son trágicas.

Azaña usó a Companys, y el Estatut de entonces, para excitar las bajas pasiones de la CEDA. El republicanismo más irresponsable agitó el espantajo catalán para colapsar a la derecha cuestionando su idea de España, y con Cataluña en el ojo de la provocación máxima, la derecha reaccionó explayándose y así pasaron 40 años.

Zapatero, cuando en 2003 no era nadie como candidato ni se intuía ninguna posibilidad de que llegara a presidente, rescató el tic prebélico republicano y se comprometió a apoyar el Estatut que aprobara el parlamento de Cataluña. Un Estatut que, como en la República, se acabó basando en las tesis nacionalistas y hasta independentistas, aunque más o menos camufladas.

Ahora Podemos le pone al PSOE la condición inamovible de celebrar un referendo secesionista en Cataluña para votar la investidura de Pedro Sánchez. Podemos no quiere ni que el PSOE convoque un referendo independentista ni convertir en presidente a Sánchez. Lo que Podemos quiere es hacer saltar por los aires la idea de España de la derecha, que es la única idea de España, para fundar ellos un orden personalísimo y nuevo; tal como los comunistas no quieren un mundo sin fe sino sustituir a Dios, y en la Tierra.

Se acusa a la derecha de confundirse con España cuando es la izquierda la que enfermizamente asocia el concepto de la derecha con la idea de España y por ello, con tal de derrotar -y eliminar- al PP no tienen ningún reparo en llevarse los mismísimos cimientos del Estado por delante.

Salvador Sostres ( ABC )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*