MODALES

malosmodales

MODALES

Por fin parece que a los grupos del Congreso de los Diputados se les ha acabado la paciencia con los insultos y los desplantes de los miembros de Podemos y afines. Ya era hora, se dirá, y efectivamente la dignidad de las Cortes requería, o requiere, que se empiece a poner coto a estas prácticas. Al Parlamento se va a argumentar, a escuchar y a negociar, no a ejercer la violencia, por muy simbólica que sea.

Ocurra lo que ocurra con la paciencia de nuestras Señorías, estos comportamientos no son del todo nuevos. Sobre todo fuera del Congreso, donde tienen una larga historia. En los años 80 y 90, cuando el PSOE reinaba sin contrapesos en la vida intelectual y política, la presión que se ejercía sobre quienes se manifestaban al margen del discurso dominante era tanto o más tremenda que la que está ocurriendo ahora.

José María Marco ( La Razón )

viñeta de: Linda Galmor

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*