Pablo, el copión de Otegi

pabloyot

Pablo, el copión de Otegi.

Otegi amenaza –haga lo que haga es el verbo que armoniza con su apellido– con pedir derechos de autor a Pablo Iglesias por copiarle sus discursos. Lo peor no es que plagie sino que coincida con el ex batasuno. Sin quererlo, Otegi ha resucitado a Iglesias, que estaba estos días dentro de su zona de confort, y de paso nos ha sacado del sueño en el que creímos que Podemos había sido una pesadilla.

Pablo se mantiene en sombras agazapado, esperando a su presa, el nuevo bambi. Pablo podría llamarse Lobo, el nombre del verano. Pablo es un nombre equivocado para ese cuerpo. Cuando Pedro Sánchez se pasee por el bosque, orgulloso como un ciervo, asomado a su espejo, llegará el depredador a enseñarle los dientes. Otegi también estaba desaparecido –menos que las personas a las que empujó al abismo.

Pedro Narváez ( La Razón )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*