PRESTOS LOS GRILLETES

mujerculo

PRESTOS LOS GRILLETES

Si no aterriza en algunas mentes sucias y necias el sentido común, muy cercano está el día en el que detenerse o simplemente mirar el culo de una mujer será considerado un delito. Preparen mi celda, por favor. El culo de una mujer, el gran enigma, según Santiago Amón.

La muerte ha salvado a Berlanga, Mingote, Mihura y al Viejo Profesor, Enrique Tierno, que pellizcaba los nalgares de Miss Guinea, Flor Mukubi, con delectación supina: «Don Enrique se menea/ con la nena de Guinea./ Suavemente toquetea/ su culito respingón./ Y la negra que es muy sosa,/ y altamente pudorosa,/ le susurra candorosa: -Don Enrique, ‘‘uté’’ é un tocón». Va a resultar que estas mujeres del nacional-feminismo retroprogre serán las vigilantes de la moral y las buenas costumbres.

Alfonso Ussía ( La Razón )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*