Si no me gusta. tengo otra oferta

propuestas

Cuán poco de don Quijote y cuánto de Groucho Marx tiene la personalidad del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, al exhibir su oferta política a los diferentes partidos que tienen en su mano apoyar la candidatura a la presidencia, cuyo objetivo exclusivo se centra en contentar a todos en una operación de funámbulo imposible de llevar a cabo si cada uno es coherente con lo que ha venido predicando hasta ahora.

Mientras el Ingenioso Hidalgo luchó hasta la locura por sus convicciones hasta tratar de imponerlas a la realidad, Sánchez las amolda, las convicciones, según a quién se dirija. Así lo demuestra la buena acogida de su oferta, más concordante con un programa electoral que con un proyecto de gobierno, por parte de Ciudadanos y Podemos.

Iñaki Zaragüeta ( La Razón )

Viñeta de #FedeRatas

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*