SUBASTA DE NÁUFRAGOS

culonau

SUBASTA DE NÁUFRAGOS

Como esto no es un Gobierno sino un anuncio, en menos de una semana ya ha enhebrado tales ocurrencias electoralistas que si no rinden fruto inmediato en las encuestas producirán efectos terroríficos. Presumió de que levantaba el control financiero de Cataluña -un delito de lesa patria y leso sentido común, como han demostrado aquí Garicano y De la Torre- y resulta que ya lo había hecho Montoro a espaldas del Congreso, otro de los pagos por el apoyo del PNV que trincaron los hijos de Sabino Arana. Batet, la ministra del Golpe en el Gobierno, dijo que era “urgente y viable” “una reforma de la Constitución en un sentido federal” . Mentira. Lo urgente es lo que ella no quiere: combatir el catanazismo y reasumir las competencias que el Estado nunca debió transferir a las autonomías.

Sometamos a referéndum si queremos, como los separatistas, una Justicia sin baches de ADN o recuperar Educación, Interior y Sanidad. La hiperventilada Batet aludió a la recuperación de los artículos anticonstitucionales del Estatuto catalán, que tampoco está en su mano. Ni acabar con las nucleares y el carbón. Ni derogar la Reforma laboral. Anteayer, Montero defendió los Presupuestos de Montoro como “de tránsito”. Lo son todos: al año, caducan. Se ve que anteayer no pensaban convocar elecciones.

Ayer, sin embargo, convirtieron el Aquarius en otro Prestigechatarra publicitaria para reflotar la superioridad moral progre, el buenismo político a la fuerza, con dinero de todos los ciudadanos. Pocos espectáculos más obscenos que la subasta de náufragos en la que ayer pujaban Sánchez, las autonomías sociatas, las separatistas y Valencia, a la que su alcalde declaró “ciudad refugio”.

Torra ofreció acoger a todos, con el dinero de las bestias españolas y en el hueco de los millones de catalanes que le sobran. Pero el mayor alarde de la caridad publicitaria bien entendida, que empieza por el partido de uno mismo, fue el de Ximo Puig “dando permiso” para que el Aquarius atracase en Valencia. No sabíamos que la UE hubiese transferido sus fronteras a las regiones que lo deseen.

Doy por hecho que tras ganar a nado el telediario solidario -los 100 niños botados por las mafias serán miles este verano- el Gobierno derribará en La Sexta las vallas de Ceuta y Melilla. Felipe abrió la de Gibraltar y nos lo devolvieron.

Federico Jiménez LoSantos ( El Mundo )

viñeta de Linda Galmor