SABER VIVIR…

No sé…si la vida es corta odemasiada larga para nosotros.
Pero sé, que nada de lo que vivimos tiene sentido, si no tocamos el corazón de las personas.
Muchas veces basta ser:

Regazo que acoge, brazo que envuelve, palabra que conforta, silencio que respeta, alegría que contagia, lágrima que corre, mirada que acaricia,
deseo que sacia, amor que motiva.

Y eso no es cosa de otro mundo, es lo que da sentido a la vida, es lo que hace que ella, no sea ni demasiado larga, sino que sea intensa, verdadera y pura mientras dure.

Feliz fin de semana.