¿ SEGUIRÁ PIFIÁNDOLA PEDRO SÁNCHEZ ?

Apenas una semana ha tardado en llegar la primera dimisión de un miembro del flamante Gobierno Sánchez. Un récord, incluso en estos tiempos de cambios y mudanzas. ¿Marca esto la tónica o una escandalosa excepción?

Cualquiera sabe.

Bueno, cualquiera no… pero nuestros poetas parecen tenerlo clarísimo. Cada uno en su onda, como de costumbre.

PREPÁRATE, PEDRO

por Monsieur de Sans-Foy

Si atacas al contrario con inquina,

diciéndole esas cosas que tú dices;

si a todo le has sacado cartulina

y a todos has tocado las narices…

te van a machacar con tu doctrina:

no es lógico que tú te escandalices,

si pruebas de tu propia medicina.

Nos vas a dar momentos muy felices.

Has sido el paladín del exabrupto,

el índice en el pecho del corrupto,

la antorcha meteórica en la hoguera.

Ya llevas en la frente la primera.

Y espera… que, de aquí a las generales,

veremos esas tesis doctorales.

UNA CAGADA Y NO MÁS

por Fray Josepho

Ha sido una cagada lo del ministro Huerta.

Pero es solo un despiste, carísimo Sanfuá.

De humanos es pifiarla, y no siempre se acierta.

Tampoco exageremos. No se repetirá.

Verá que desde ahora será todo perfecto.

No habrá errores de bulto. Las cosas van a ir bien.

Mesié, téngale a Sánchez un poco más de afecto.

O al menos no lo trate con gélido desdén.

El pobre es inexperto. Tengamos indulgencia.

Tengamos tolerancia. Tengamos compasión.

Verá que cuando vaya ganando en experiencia

mejorará muchísimo su consideración.

¿Por qué no le brindamos cien días de armisticio?

Cien días de paréntesis. Dejémosle vivir.

Verá cómo se guarda de hacer un estropicio:

se juega en ello Sánchez su propio porvenir.

Libertad Digital

viñeta de Linda Galmor