El regreso de los payasos de la tele

payasitos

El regreso de los payasos de la tele

La campaña de las primarias de Podemos en la Comunidad de Madrid ha captado mucha atención mediática por obvias razones: a nadie se le escapa que el control de esa organización es clave en la guerra que libran Pablo Iglesias e Íñigo Errejón por el control de la formación liberticida y ha enfrentado a personajes relevantes y muy mediáticos de los morados: el especulador Ramón Espinar y la condenada Rita Maestre, apoyada por la ex de Iglesias Tania Sánchez.

Llama la atención que pasado mas de un día desde el cierre de las urnas informáticas no se conozca aún los resultados de esta larga votación. Y esto que querían presentarlas como modelo de limpieza y ausencia de manipulación. “Prevemos que los resultados se conocerán entre las 17.00 y las 18.00 horas del viernes, (cuarenta horas después), si todo va bien”, aseguran desde el partido que se felicitan por la alta participación de este proceso,. Lo cierto es que la campaña, marcada por el tremendo escándalo del piso de Espinar y por la defensa que ha hecho Iglesias de éste, ha sido un espectáculo tan bochornoso como instructivo.

Los protagonistas y sus equipos han demostrado una absoluta falta del más elemental sentido del ridículo: los materiales de campaña –especialmente los de Espinar– son una colección de disparates que dan auténtica vergüenza ajena, y desprenden un desprecio formidable por unos militantes a los que se pretende conquistar sin un mísero argumento, sólo a base de humoradas patéticas.
Por un lado, los ‘pablistas’ creen que ha logrado presentar a Espinar como una “víctima” de los “poderes económicos”. Algo que, a su juicio, ha calado entre sus bases en este proceso en el que, creen, han apostado por él. Por otro lado, están los cercanos a Rita Maestre que esperan que este escándalo les haya favorecido. El resultado, el viernes por la tarde.
Estos son los mimbres con los que Iglesias y Errejón quieren revolucionar España: personajes de ínfima categoría que protagonizan campañas infames sin una sola idea que merezca la pena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*