TOCATA Y FUGA DE C.P.

No puede decirse que el periodismo haya brillado a gran altura durante todo el procésEl artífice del disparate ha planteado un desenlace grotesco. “Puigdemont comparece con los miembros de su Gobierno”. Sardá se preguntaba en plan crítico en Al Rojo Vivo “cómo (los golpistas) no preveyeron (sic) esto”.

La cosa no era privativa de La Sexta. La prensa escrita dio noticia el lunes con unos titulares web con más rebuznos que trinos. PD tituló con un trino afinado: “Los golpistas huyen como ratas”. La misma metáfora sirvió a Raúl del Pozo para titular su columna de ayer: “Huyen como ratas”.

Había tradición, el precedente de 1934: el consejero de Companys, Josep Dencàs, que huyó del Palau por las alcantarillas para acabar en el exilio.

El verbo preciso era huir. Acertó con él EL MUNDO en su titular de ayer, después de un tanteo en la web del lunes: “Se marcha”, había titulado. “Se refugian”, había titulado El País, que mantuvo su titular del día siguiente dentro del mismo campo semántico: “Puigdemont busca asilo”.

Los eufemismos brillaron especialmente en las páginas de La Vanguardia: “Puigdemont y cinco miembros del Govern catalán destituido se trasladan a Bélgica”. El tránsito era pasado en su edición impresa de ayer: “Puigdemont se asesora en Bruselas para pedir asilo”. La petición de asilo fue desmentida por el interesado en su rueda de prensa de ayer.

También tiraron de verbos imprecisos El Correo y El Diario Vasco: “Viajan a Bruselas tras la querella de la Fiscalía”, para titular en el papel: “Busca amparo en Bélgica”. “Se va a Bélgica”, había titulado abc.esGARAno reconocía el poder del BOE y seguía reconociendo a los prófugos los títulos y cargos que tuvieron, amén de regalarles el prestigio de la clandestinidad: “El ex-president Puigdemont y varios consellers se encuentran en Bruselas en un entorno discreto y seguro”. A Jeeves le parecía improcedente el fichaje del abogado de etarras Paul Bekaert, “teniendo a Iñigo Iruin… qué antipatriota”, resumió en un tuit. Sigue siendo un disparate: no se ha fugado para pedir asilo sino para contar su verdad en la capital de Europa. No en el Parlamento europeo, no en la Comisión Europea. En una rueda de prensa, qué rebuzno. La juez Lamela lo ha citado para el jueves, eso es un trino.

Santiago González ( El Mundo )