TREMOSA

El convergente Ramon Tremosa es la figura clave de la internacionalización del Procés. Desde su atalaya bruselense en el grupo liberal ALDE miente, intoxica y hace de todo por ensuciar el buen nombre del Estado miembro España.

Ha conseguido gracias a sus selfies europeos a traición y a su impostada sobreactividad parlamentaria que el semanario Politico diga de él que es «la voz de la independencia catalana en el PE, con gran don para los titulares que suscitan apoyo u oposición apasionados en redes sociales» y lo incluya entre los 40 eurodiputados más influyentes.

Urge que Verhofstadt le señale la puerta a semejante agitador antidemócrata antes de que Cs lo ahuyente, cuando sea la principal delegación nacional en el grupo tras las elecciones europeas de 2019.

Tadeus   ( El Mundo)