Buenas noches:

¿ Quieres que cuente la arena
de los arroyos más finos ?

Haré lo que se te antoje,
lo que mande tu capricho,
que es mi corazón cometa
y está en tu mano el ovillo;
que es mi sinrazón campana
y tu voluntad sonido.

Rafael de León

Feliz descanso.