Buenas tardes:

Dios tomó un puñado de aire del Sur, sopló su aliento sobre él y creó…el Caballo.