Buenas tardes:

Dadme una sorisa para calmar
el dolor de la soledad,
cúrame está dulce y triste herida,
que me está matando sin piedad.