Buenos días:

Búscame,
no sé quien eres
pero sé que existes
y en mi insospechada soledad,
te espero.

Búscame,
aunque quieran detenerte,
las edades prohibidas,
o los sabios consejos.

Feliz fin de semana.