El 20 de marzo de 2024, el Presidente del Gobierno Pedro Sánchez afirmó en la sesión de control en el Congreso de los Diputados que “Estamos creciendo cinco veces más que la media de la zona euro” y que “España está en mejor forma que la Unión Europea: estamos creciendo cinco veces más que la media de la zona euro”.

Como es habitual, ambas afirmaciones no son ciertas, pero sirven para que una parte importante de la población lo crea y siga votando al PSOE.

Siempre se ha dicho que los españoles tienen una gran ignorancia también en términos económicos, pero nunca se ha dicho que los bulos que fomentan los economistas de toda tendencia económica y política, incluyendo a los catedráticos y profesores económicos, tienen tanta culpa como los propios políticos y los periodistas económicos.

Mis trabajos sobre la ECONOMÍA DE LA CORRUPCIÓN evidencian que todo lo que se dice sobre la economía española es falso: informes oficiales, libros y clases universitarias, declaraciones en medios, tertulias políticas, programa electorales políticos, etc.. Todo es falso salvo un documento del Banco de España en sus distintas versiones. Esta afirmación tan contundente se dice en este documento de trabajo que forma parte de mis publicaciones.

El engaño es sistémico y los economistas forman parte del problema de que España lleve décadas con estancamiento económico, del liderazgo europeo en desempleo, bajos salarios, altos impuestos, precariedad laboral, emancipación tardía, liderazgo mundial en consumo de tranquilizantes, baja natalidad, jóvenes sin futuro, devaluación de las pensiones, etc.

Las falsedades económicas son un gran negocio.

Desde hace décadas, numerosos economistas de toda tendencia critican el PIB porque no es una medida correcta de la economía de un país; sin embargo, los bulos políticos se han impuesto y se toma la variación del PIB como variación económica.

En el siguiente cuadro se refleja la relación entre el crecimiento porcentual del PIB y de la deuda pública anualmente entre 2017 y 2023, así como su relación (crecimiento PIB menos deuda) que es un indicador más correcto sobre la evolución económica que la variación del PIB:

2017

2018

2019

2020

2021

2022

2023

PIB

3

2,3

2

-11,2

6,4

5,8

2,5

Deuda pública

-0,9

-1,4

-2,2

22,1

-3,5

-5,2

-3,9

Diferencia PIB/Deuda pública

3,9

3,7

4,2

-33,3

9,9

11

-1,4

Con estas cifras oficiales, cualquiera puede comprobar que el PIB crece, pero la economía ha decrecido (crecimiento negativo) en 2023 y que todavía no se ha recuperado del hundimiento al que nos llevó el Gobierno en 2020. Una vez más, el Gobierno y la Unión Europea están falseando la gravísima situación económica española y de la Unión Europea, burlándose de los ciudadanos.

Sabiendo que la alternativa de gobierno que gusta a los españoles es el PP u otros partidos políticos de la partitocracia y recordando los datos de Rajoy, cabe pensar que la economía española nunca se recuperará, continuando el empobrecimiento masivo que llevó a que en 2010 la Comisión Europea declarara la decadencia: las actuales generaciones de jóvenes viven peor que las de sus padres.

Precisamente se está empezando a llamar votontos a quienes votan a los partidos que empobrecen de forma continuada a los propios votontos. Son cosas del síndrome de Estocolmo.

Sólo ese documento del Banco de España y mis trabajos pueden convertir a estos votontos en votantes.

Javier Marzal (ÑTV España)