Habría que conocer lo que es la “Diáspora Judía”, para reconocer al pueblo judío, que nos guste o no, ha estado en permanente huida por todas las tierras.

En la historia del pueblo de Israel, luego de la división del reino de Salomón, las doce tribus formaron dos reinos hebreos: Judá e Israel. La casa de Judá, incorporó a la tribu de Benjamín, y ambas formaron la Casa de Judá. A ella en la actualidad, se la conoce como pueblo judío, y se localiza tanto en Israel como en otros 80 países del mundo. Las diez tribus restantes están todas aún dispersas, y sin haber logrado conservar sus raíces hebreas.

El primer exilio que involucró cierta diáspora judía, se produjo a causa de las sucesivas conquistas que experimentó la nación hebrea. Primero fueron desterrados por los asirios en el 722 antes de nuestra era y, más tarde, por los babilonios en el año 607 a. C., cuando el rey de los babilonios, Nabucodonosor II, conquistó el Reino de Judá, destruyendo el Primer Templo de Jerusalén y trasladando a los líderes judíos a Babilonia, en aquello que se conoce como el Cautiverio en Babilonia. En 537 a. C., casi cincuenta años más tarde y tras haber conquistado a los babilonios, el rey persa Ciro II el Grande permitió a los judíos retornar a la Tierra de Israel. Sin embargo, algunos judíos permanecieron en Mesopotamia, dando origen con el tiempo a una importante comunidad judía en Bagdad

Solo un pequeño grupo de exiliados regresó a Israel (Isaías 10:21, 22). Los demás se quedaron en colonias diseminadas por diversas regiones.

Como resultado, en el siglo v antes de nuestra era había judíos en los 127 distritos jurisdiccionales del Imperio persa (Ester 1:1; 3:8).

El segundo exilio se produjo en el año 70 d. C. cuando el general romano Tito (futuro emperador) derrotó a los judíos en la primera guerra judeo-romana y destruyó el Segundo Templo de Jerusalén.

Un número aún mayor de judíos fue expulsado de Judea después de haber sido aplastada la rebelión de Bar Kojba en el año 135 d. C. Desde entonces los judíos se dispersaron por todo el Imperio romano y, posteriormente por el mundo, encontrándose en casi todos los países. Sin embargo, siempre hubo judíos que nunca salieron de la región del Levante Mediterráneo.

La dispersión de judíos por el mundo los convirtió en una minoría religiosa y cultural en numerosos países, lo cual dio lugar a siglos de convivencia pacífica y desarrollo, pero también provocó choques que dieron lugar a persecuciones, matanzas y expulsiones colectivas.

Durante la segunda mitad del siglo xix, pensadores tales como Theodor Herzl y León Pinsker propusieron remediar esta situación mediante el restablecimiento de un Estado Nacional para el pueblo judío. Esto condujo a la formulación del movimiento sionista y la Declaración Balfour de 1917. La Shoah fue un factor decisivo para la ulterior creación del Estado de Israel en 1948.

Con la proclamación del Estado de Israel se dieron por finalizados los casi 2000 años de Galut (Exilio de la Tierra Prometida). En Israel, ya no se habla de galut (exilio) sino tefutsoth (diásporas), lo que en dicho contexto equivale a decir comunidades diaspóricas.

La Diáspora al fin, del pueblo judío termino hace 75 años, en 1.948, el mismo año que yo nací y fue el fruto de más de 2.600 años de expulsión de todas las tierras, por las que estuvieron recorriendo, hasta llegar a su asentamiento actual, por el que luchan con uñas y dientes, para que nadie les eche, de esa su tierra original.

La actitud, de estos gobernantes que padecemos, amantes del terrorismo y del crimen, defienden a el país más criminal y dictador que existe: IRÁN, sobre todo con los homosexuales y con las mujeres. Curiosamente lo contrario que estos rojos de perversión y criminalidad defienden aquí, con sus parodias bien pagadas de esas feministoides, con las tetas al aire y el puño en alto. Esas del Ministerio de “IGUALDAD”. Una basura de ministerio que solo defiende, el dinero que roban a los españoles en beneficio propio. Y la masacre que conlleva, a hombres y a padres buenos, que les quitan los hijos y hasta la forma de andar.

CRIMINALES DE ETA

La ETA empezó asesinando a inocentes en los años de la DEMOCRACIA franquista, cuando había orden y justicia, se les dio su merecido y apenas se hacían ver. Algunos criminales fueron legítimamente enviados al infierno, por sus crímenes horrendos y otros encarcelados.

Pero llegó “La Democracia” de las manos de dos traidores: un tal Juan Carlos y su botones, un tal Adolfo Suárez, ambos PERJUROS, ambos estafadores del Régimen en el que habían vivido espléndidamente.

Estos dos como eran muy demócratas ellos, lo primero que hicieron es sacar de las cárceles a todos “pobrecitos” personajes de la ETA, GRAPO y TERRA LLIURE, porque ya el “Dictador” había muerto y los pobres chicos podrían formar un grupo político y poder exigir sus reivindicaciones democráticamente.

¡Y VAYA SI LO HICIERON!

Asesinando a 1.190 inocentes, de los que 24 eran niños, con bombas, a tiros, explosionando coches,…. + Incendio Hotel Corona de Aragón + Avión derribado en Monte Oiz + Trenes explosionados en Atocha.

Pero esta pareja nunca fue encarcelada y menos enjuiciada, por favorecer a ETA y darla todo tipo de derechos, para que aumentaran sus miembros y formaran espléndida Banda de asesinos, para que pudieran asesinar a gusto.

Ningún monárquico, ni demócrata de pelaje servil y despreciable, jamás les ha echado en cara esta matanza, de la que ellos han sido parte fundamental y la base para el crecimiento de los pistoleros asesinos.

CRIMINALES DE HAMÁS:

El grupo se fundó durante la primera Intifada y la Unión Europea lo considera una organización terrorista.

Hamás, que gobierna la Franja de Gaza desde 2007, lanzó un ataque dentro de Israel durante el fin de semana, matando a cientos de personas y tomando a otras tantas como rehenes. Su ruptura sin precedentes, enviando combatientes al interior de comunidades fronterizas e instalaciones militares, conmocionó a Israel y a sus aliados y planteó interrogantes sobre las capacidades y la estrategia del grupo.

¿Qué es Hamás?

El grupo se fundó en 1987 durante la primera intifada, o levantamiento, que se caracterizó por protestas generalizadas contra la ocupación israelí.

La organización política y paramilitar juró aniquilar a Israel y ha sido responsable de muchos atentados suicidas y otros ataques mortales contra civiles y soldados israelíes.

La UE y otros países occidentales consideran a Hamás una organización terrorista, a diferencia que estos filoetarras, profanadores, talibanes e hijos de la gran fulana que padecemos.

Hamás ganó las elecciones parlamentarias de 2006 y en 2007 y arrebató violentamente el control de la Franja de Gaza a la Autoridad Palestina, reconocida internacionalmente. La Autoridad Palestina, dominada por el movimiento rival Al Fatah, administra zonas semiautónomas de Cisjordania, ocupada por Israel.

Israel respondió a la toma del poder por Hamás con el bloqueo de Gaza, restringiendo la entrada y salida de personas y mercancías del territorio, una medida que considera necesaria para impedir que el grupo desarrolle armas. El bloqueo ha devastado la economía de Gaza, y los palestinos acusan a Israel de castigo colectivo.

A lo largo de los años, Hamás ha recibido apoyo de países árabes, como Catar y Turquía. Recientemente, se ha acercado a Irán y sus aliados.

El presidente iraní Mohammad Khatami se reúne con el jeque Ahmed Yassin, jefe del grupo militante palestino Hamas, en Teherán el sábado 2 de mayo de 1998.

Esta basura de Yihadistas, fanáticos criminales, que lapidan a pobres mujeres, solo por el hecho de llevar un móvil, mirar a otro hombre estando casadas y no ser esclavas a tiempo total, del degenerado machista y cavernícola con el malvive, sin poder ni hablar.

Estos defensores del mal que soportamos en esta dictadura impuesta de la III República Bolchevique, llevan la misma genética, que los criminales de sus padres y abuelos, de los años 30.

Miguel Sánchez (ÑTV España)